Abandonadas el 20% de las viviendas en San Joaquín

Compartir nota

POR LETICIA JARAMILLO Noticias El presidente municipal de San Joaquín, Belem Ledesma Ledesma, informó que un 20 por ciento de las viviendas en San Joaquín se encuentran abandonadas, pues hay otro San Joaquín fuera del estado de Querétaro que está en Estados Unidos, sobre todo en Escondido California donde alrededor de 3 mil sanjoaquinenses están trabajando como capataces, negocios particulares y en restaurantes.

Expresó que ha habido años en los que en lugar de aumentar la población de San Joaquín ha bajado, porque la falta de fuentes de empleo hace que las personas emigren a Estados Unidos y cuando se acomodan y regularizan su situación se llevan a toda la familia.

Eso ha provocado que de las 1 mil 500 claves catrastrales, alrededor de un 20 por ciento de los hogares estén abandonados, son viviendas que están cerradas y los dueños llegan a San Joaquín una o dos veces por año, ya que la mayor parte están fuera.

Son entre 2 mil y 3 mil sanjoaquinenses que están trabajando en los Estados Unidos y del total de la población, el 6 por ciento es población indígena.

La mayoría de la gente que migra “es gente exitosa, eso les permite mandar dólares a este municipio.

Puntualizó que las viviendas abandonadas no se pueden vender, ya que son del régimen comunal o ejidal, no tienen propiedad privada, y así es más difícil poner a la venta estos inmuebles.

El presidente municipal de San Joaquín expresó que esta situación de abandona va a continuar mientras no haya desarrollo, progreso, fuentes de empleo, si no, de qué viven, preguntó.

Cuestionado sobre los ingresos que recibe su municipio por concepto del Impuesto Predial, el edil comentó que como todos los de la zona serrana es muy bajo el ingreso, entre un millón 200 y un millón 300 mil peos, ya que la cartera vencida es muy alta, se recauda apenas el 60 por ciento de todas las claves catastrales.

Detalló que San Joaquín tiene seis comunidades en el Catálogo de Grupos Indígenas.

En reunión con la encargada de despacho de lo que era la CDI, ahora Instituto Nacional de Pueblos Indígenas, se acordó que buscarán seguir apoyando a estas comunidades.

“Por cada peso que yo invierta el gobierno del estado pone dos más, y el federal siete mas, entonces a mí un peso me rinde 10 y con ello, con los pocos recursos que tenemos, los combino muy bien en este programa de pueblos indígenas, es el que más rendimiento me da”.

Comentarios

comments

Compartir nota