Connect with us

Covid-19

Con angustia, mujer espera informes de su madre afuera del Autódromo

Publicado

en

Reinventarse

Notimex

México.- Felícitas Larios ingresó al hospital de expansión del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) en el Autódromo Hermanos Rodríguez, desde el miércoles 3 de junio por la noche por posible contagio de COVID-19. Han pasado más de 36 horas y su familia aún no sabe de ella.

La paciente, de 63 años de edad, dedicada al comercio, presentaba insuficiencia respiratoria cuando entró, con diagnóstico de principios de neumonía, además de vómito y dolor de huesos, cabeza y cuerpo, narró su hija en entrevista con Notimex.

En ese estado de salud la trajo desde Ecatepec, Estado de México, donde médicos particulares no la pudieron atender y le recomendaron que mejor la trasladara al Autódromo, ubicado en la alcaldía Iztacalco, habilitado como nosocomio para atender personas con síntomas leves o moderadas del nuevo coronavirus.

En la Puerta 6 la familia espera alguna noticia de los vigilantes de seguridad privada que se encuentran en la caseta, o por correo electrónico, como le indicó personal del Seguro Social.

La angustia aumentó porque después de tanto preguntar por su mamá, le dijeron que “no encontraban su cama”, pero que no se preocupara, le hablarían después. “Hasta ahorita no me han dicho nada, no he tenido informes de ella y no me han dejado pasar a verla”, lamenta preocupada.

La hija, de oficio comerciante también y quien prefirió no revelar su nombre, ha tenido que dejar de atender su puesto por esperar noticias de su mamá, quien le cuidaba a sus hijos. “No puedo atender a mis hijos, no puedo vender, y ahora con esto menos”.

Ahora, solo le queda esperar a que en algún momento alguien salga y le informe el estado de salud de su madre.

Google News Síguenos en dando clic a la estrella


Comentarios

comments

Continue Reading
Click para comentar

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.