Connect with us

Covid-19

Sin estimación de subregistro de muertes por COVID-19

Publicado

en

Usa cubrebocas

Semanalmente se realiza un cotejo de las actas de defunción asentadas en registros civiles

Diego Armando Rivera

Noticias

La Secretaría de Salud no ha hecho el ejercicio para estimar cuantas muertes más se dan por COVID-19 por encima de las que se han reportado de manera oficial, aseguró la directora de Servicios de Salud, Martina Pérez Rendón.

“No hemos hecho un ejercicio de estimar cuanto más podría crecer la mortalidad, pero si les puedo comentar que esto que mencionó el Dr. López Gatell es algo que se hace de manera habitual, que se llama la vigilancia epidemiológica de la mortalidad”.

Explicó que la vigilancia epidemiológica también debe incluir el seguimiento de personas fallecidas en el periodo de evaluación.

“La vigilancia no es solo sobre casos vivos o sobre padecimientos con un diagnóstico específico. Se hace de manera habitual desde hace muchos años, donde se hace la revisión de los certificados de defunción”.

Esto implica que se haga de manera habitual revisión de certificados de defunción, pues cuando fallece una persona se emite un certificado de defunción, el documento original se entrega al familiar y con ese papel hacen trámites para obtener el acta de defunción.

“Cuando una persona fallece, el establecimiento de salud extiende el certificado de defunción. Ese certificado de defunción trae un original y varias copias”.

La copia original se queda en el Registro Civil y al final son visitados por la Secretaría de Salud de manera semanal para obtener registros y concentrarlos.

Si se identifica un caso de posible fallecimiento por COVID-19, se hacen investigaciones para saber si murió por esa causa o no y a partir de esa evaluación se rectifica o ratifica la causa de muerte.

Si se identifica “posible COVID-19” como causa de muerte, se checa la evolución del paciente para ratificar la causa de fallecimiento o para desmentirla, pues han detectado casos en donde la persona fallecida ni siquiera tuvo cuadro respiratorio en vida.

Finalmente, cuando se concluye la investigación, se mandan los datos a nivel federal y estos se cotejan con el Instituto Nacional de Geografía y Estadística (INEGI) y ellos son quienes dan la última palabra.

Google News Síguenos en dando clic a la estrella


Comentarios

comments

Continue Reading
Click para comentar

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.