Connect with us

Portada

Confirma el Obispo Fidencio López Plaza rehabilitación sacerdotal del Padre Ugalde

Publicado

en

Por Luis Montes de Oca

Noticias

Uno a uno se fueron sumando los comentarios y reconocimientos al Padre Luis Ugalde Monroy, por su rehabilitación sacerdotal, que fue confirmada ayer mismo por el Obispo Fidencio López Plaza, en la Capilla del Seminario, en Hércules.

En esa bella celebración estaban presentes representantes de las cajas de ahorro y préstamo, como eran llamadas y con el espíritu de quererlas recobrar y vincular su trabajo con el Clero, para beneficio de la Iglesia.

Acostumbrados a la misa, escucharon en principio la homilía del padre Luis Ugalde, quien calificó la reunión previa —con el Obispo Fidencio López Plaza y las Cajas Populares—, como histórica y emblemática y agradeció a Dios y al Sr. Obispo por su rehabilitación sacerdotal.

“Hemos —dijo nuestro colaborador y fundador de esta Casa Editorial— recibido la valiosísima herencia de las Cajas Populares que llevan en su entraña, la mina de la semilla de la democracia y la justicia social. Todo es cuestión de cultivarlas en el jardín de nuestro pueblo que también es  tierra y agua, aire y sol.

La tierra de nuestro estudio y trabajo, baste su enunciado, para abrir la mente al pensamiento y al ideal, a la escuela y universidad, a la ciencia.

El agua de la reflexión permanente que hace nuestras las riquezas del espíritu.

El aire, de la comunicación de la verdad y del bien, incluso a distancia. Sí, cuando se entiende y ama, eso sucede.

El sol del ideal y objetivo que nos impulsa con deseos infinitos de que el pueblo tome en sus manos las riendas de su destino, como decía Mons. Cody.

Y no digo más, para dar espacio a los laicos. Es su hora”:

Dicho esto se dio el nacimiento del nuevo presbiterio de los laicos, se les dio la palabra y el micrófono abierto, habló quienes quisieron hablar, michos dando fe del trabajo realizado por don Luis, otros agradeciendo su retorno y la posibilidad de que se retome la comunión entre las Cajas Populares y el Clero, para beneficio de la feligresía. Luego de escucharlos atentamente, el Padre Luis Ugalde, dijo, con esa humildad con la que ha vivido sus 96 años:

“La mejor forma de dar la gracias a Dios es poner al servicio del prójimo, los dones que Él nos regala, para rescatar de la miseria física y moral a los más necesitados, como desde el principio fue el objetivo de las Cajas Populares.

Tiene que quedar claro mi papel, como lo dijeron los dirigentes de la Caja de Choferes, yo solo soy el ocote que mantiene el fuego y el locote que entregue todo hasta mi cuerpo y sangre, como el Maestro Jesucristo, desde el momento de mi ordenación Sacerdotal, para lograr un pueblo vigoroso, que haga otro tanto, llevando el mensaje del Maestro Jesús: el mandato nuevo amémonos mutuamente realizando el bien común o  justicia social día a día, para construir entre todos el medio para que el gobierno, nos reconozca como el instrumento práctico del pueblo organizado, para cumplir con el objetivo de tener en nuestras manos el legítimo dinero, producto de nuestro trabajo y para ello requerimos una ley adecuada al pueblo y no bancaria”.

El Obispo de Querétaro, Fidencio López Plaza, reconoció la importancia del proyecto cooperativo y el que este se lleve a cabo en todo México y refiriéndose al Padre Luis Ugalde dijo que la intensión de reintegrarlo al clero es para lograr una iglesia completa, que la experiencia del laico quede integrada a un presbiterio, toda vez que el laico es el actor principal y debe asumir su papel participativo.

 

 

Cabe mencionar que previo a la celebración de esta misa dedicada al regreso del padre Luis Ugalde Monroy y al nuevo Presbiterio de lo Laico, en charla el Padre Luis aseveró que era u n mandato del Papa Francisco, el que los laicos participen y agregó: la misa son ellos también, tienen que hablar, que decir lo que sienten, lo que piensan y no solamente repetir amen, cuando lo diga el padrecito.

También cabe destacar, lo feliz que se ve a nuestro columnista “Decíamos ayer”, que por ahora está de vacaciones y se reincorpora en abril, se miraba feliz, completo, entregado.

No sabemos cuántas cosas puedan pasar por su mente en esos momentos, pero si conocemos que cuando agudiza la mirada es porque emitirá algo para la historia, algo de su pensamiento, que comparte, que lo regala con esa capacidad de dar que posee y que no se agota.

Don Luis recibió al término de la misa, una cena entre amigos, la comunión fuera del templo, el compartir el pan ante un gran proyecto: que el mexicano tome las riendas de su dinero.

Celebración
La diputada
Una misa
La gran
El Obispo
Celebración La diputada Una misa La gran El Obispo

Siguenos en Google News

Continue Reading
Click para comentar

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *